Hola a todos y todas ya desde Bilbao!!

Ayer fue nuestro día de regreso a casa. ¡Qué rápido se ha pasado esta semana! Por la mañana nuestras host families nos acercaron al autobús que nos llevaría al aeropuerto de Southend-On-Sea, y antes de subir nos despedimos de ellas. Después de una semana de convivencia, a algunos estudiantes les daba mucha pena decirles adiós. Tras el trayecto, llegamos al aeropuerto, donde tuvimos que facturar maletas, hacer controles y embarcar en el avión. El vuelo se nos pasó súper rápido, y enseguida aterrizamos en Bilbao, con la suerte de que hacía muy buen tiempo y parecía primavera. Aunque a todos les daba pena que se acabara esta Ministay, se sentían felices de volver a casa. Repetían constantemente que tenían ganas de cenar comida española. ¡Si es que como en casa en ningún sitio!

Ha sido una gran semana y podemos decir que este grupo ha sido maravilloso! Gracias a los chicos y chicas por haber hecho que esta Ministay saliera tan bien y por atreverse a participar en este programa de integración. Hace falta mucho valor e inteligencia para lanzarse a ir a un colegio diferente, en un país extranjero, con un idioma diferente, y en una casa que no es la nuestra!

Enhorabuena a l@s 36 valientes que han formado parte de esta experiencia. ¡Esperamos volver a veros!

Saludos,

Catrina y Carmen 😊