Descubriendo Dublín

Estimadas familias,

¡Primer día superado con éxito!

Hoy por la mañana, a todos nos sonó el despertador para comenzar nuestras primeras horas en la capital irlandesa.

Después de prepararnos y el desayuno, llegó nuestro primer desafío: ¡coger el autobús correctamente! Para orgullo vuestro, todos lo hicieron fabulosamente (y Google Maps, que ayuda mucho…) y llegaron a la hora acordada.

Nuestro meeting point con Lorna, la activity leader nativa, ha sido en uno de los lugares más emblemáticos de Dublín: Trinity College. Desde allí, hemos ido pasando porlugares y zonas turísticas con gran valor histórico y cultural pero, lamentablemente, la lluvia no nos dio tregua. Llovió parte del recorrido pero, ¡eso sí! lo hemos acabado sin quejarnos, que para eso somos del norte.

Para acabar la mañana, nos hemos metido dentro de un shopping centre con el fin de resguardarnos de la lluvia y poder entrar en calor. Tras unos minutos allí, ¡por fin a comer!

Nos dirigimos a la escuela, justo en frente del canal que cruza la ciudad, para comer nuestros packed lunches hechos por nuestras hosts. Algunos con mantequilla, otros con postres de chocolate y pasta de dientes… ¡pero todo muy rico (o diferente…) ¿Qué mejor que viajar para darte cuenta de lo que realmente te gusta y lo que no?

A las 13.30, Ayslinn se encontraba con los chicos para comenzar las clases… ¡y creo que han hablado un montón! A este paso, quizás vuelvan a casa bilingües 😛