María V. en Canadá – Capítulo 6

Capítulo 6

Hola a todos y bienvenidos de nuevo a mi blog! Ya ha pasado marzo, como siempre volando, pero con el que me quedo con experiencias y emociones increíbles. En el mes de marzo tenemos una semana de vacaciones en la que las familias la suelen utilizar para viajar, ya que el comienzo del buen tiempo lo permite.

Yo fui con el club Model United Nations a Ottawa y luego a Toronto con mi host family. El miércoles antes de esta semana de vacaciones, todos los  miembros del club, junto con la profesora que lo organizaba, cogimos un tren rumbo a Ottawa, para participar en una series de conferencias que hacían un simulacro de lo que las verdaderas naciones unidas son. Estas conferencias, tenían la misión de mostrarnos como Naciones Unidas trata de resolver los problemas del mundo, haciéndonos a nosotros,  los estudiantes, intentar resolver dichos problemas, pero siempre intentando que los cambios que se hagan beneficien al país que nos haya tocado defender y representar.

Salimos de Halifax el miércoles por la mañana en tren y llegamos el jueves a mediodía, por lo que tardamos más de 24 horas, las cuales pueden parecer interminables en un principio, pero una vez que estás ahí, hablando con tus amigos, jugando a juegos, compartiendo experiencias y muchas más cosas, esas 24 horas se hacen un abrir y cerrar de ojos, en el que terminas en la capital de Canadá. Una vez en Ottawa, tuvimos conferencias todos los días y además tuvimos la oportunidad de visitar el parlamento y una ONG, en la cual pudimos hacer preguntas y descubrir más a fondo cuales son sus objetivos y cómo hacen  para alcanzarlos.

El domingo, tocaba volver de vuelta a Halifax pero yo cogí un tren hacia Toronto donde me estaría esperando mi host family. Ese día tuvimos una cena toda la familia en la casa de la madre de mi host mother, donde dormimos los días que estuvimos allí. Mi host sister y yo estuvimos visitando Toronto por nuestra cuenta porque mi host mother fue a visitar a su madre, ya que está enferma y quería pasar tiempo con ella. Puede parecer un poco atrevido e intrépido dejar a dos adolescentes visitando por su cuenta una ciudad tan grande como Toronto, pero después de haberlo vivido creo que es una experiencia que no cambiaría por nada en el mundo. Este viaje me ha enseñado más que una ciudad preciosa llena de rascacielos, me ha enseñado a planear un viaje por mi cuenta, me ha demostrado la suerte que he tenido, de poder compartir todo esto con alguien que está viviendo lo mismo que yo y que entiende todas las emociones por las que pasas. También me ha hecho preguntarme aún más si  todo esto está siendo real o estoy viviendo un sueño.

No teníamos muchos días en Toronto y muchas cosas que ver, así que todos los días nos levantábamos pronto, desayunábamos con la familia y cogíamos el primer autobús de caminos al centro de Toronto. Mis sitios favoritos fueron The CN Tower, a la que subimos sobre las 5 de la tarde bajamos sobre las 9, por lo que pudimos ver la ciudad de día, al atardecer y de noche, lo que recomiendo muchísimo, el acuario, la Isla de Toronto y las Cataratas del Niágara, a las que fuimos con nuestra host mother, ya que alquiló un coche y tan solo está a una hora en coche de Toronto.

Como todo lo bueno se termina, el jueves por la noche tocaba volver a Halifax donde todavía nos esperaban 3 días de vacaciones.

Ese fin de semana me decían si había entrado en el equipo de rugby, para el cual estuve haciendo pruebas durante un mes, a las que se presentaron 90 chicas, de las que tenían que coger 35 para formar el equipo. Afortunadamente a mí me eligieron para formar parte del equipo y hasta ahora me encanta este deporte. Puede parecer agresivo y peligroso, pero el ambiente es super bueno y el equipo es como una familia. Mucha gente me ha preguntado que cómo me he atrevido a jugar este deporte, sin haberlo jugado antes y sin tener nada de experiencia, y yo tan solo he respondido que cuantas oportunidades voy a tener en mi vida de jugar al rugby en High School en Canadá, la verdad creo que solo una y no me gustaría desaprovecharla. En mi colegio ha habido pruebas porque es muy grande, pero la mayoría no tiene, así que si tienes la oportunidad de participar en un deporte de equipo te lo recomiendo al cien por cien.

El programa NSISP tiene un concurso de fotografía, en el que cada mes tiene un tópico y todos los internacionales a lo largo de Nueva Escocia, tienen la oportunidad de publicar su foto para participar en el concurso, teniendo la oportunidad de ganar una sudadera y una tarjeta regalo para Tim Hortons. Este mes, era la mejor memoria de March Break y yo he tenido la suerte de ser la foto ganadora. Aquí abajo os la dejo, junto a fotos del viaje a Toronto y Ottawa, algunas de un partido de baloncesto al que fuimos en Halifax y de mi primer partido de rugby. Espero que os guste!

Muchas gracias por leer mi blog, espero que os haya sido útil y os haya gustado! Nos vemos en el próximo blog!

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Quieres ver otros blogs de nuestros estudiantes de Año Académico en el extranjero?

María V. en Canadá – Capítulo 6

    Capítulo 6Hola a todos y bienvenidos de nuevo a mi blog! Ya ha pasado marzo, como...

Laura P. En EE.UU. – Capítulo 8

    ¡Hola a todos! Esta semana os voy a contar cómo ha sido mi increíble semana en...

Inés S. en EE.UU. – Capítulo 10

    Hola a todosEn el blog de hoy os quería hablar de lo que hice el fin de semana. Mi...

Julia R. en Canadá – Capítulo 7 – Resumen

    BLOG FINALEn Canadá he vivido 5 meses maravillosos que nunca olvidaré y que...

Leire R. en Canadá – Capítulo 20

    HellooMe da pena empezar este blog porque ya va a ser el último.  Desde Septiembre...